jueves, 1 de diciembre de 2016

Capítulo 19 de "Cero"

¡Estoy de vuelta! Tras varios meses desaparecido, vuelvo después de haber terminado un curso y por eso he estado más enfocado en eso. Ahora toca terminar esta historia y hoy os voy a poner un capítulo rico.
A partir de ahora, habrá un capítulo por día hasta que finalice la historia.

CAPÍTULO 19

Rym City se levanta una mañana más. El sol se alza por encima del horizonte y la ciudad se despierta, comienza a moverse. Corre el año 2019 y el curso escolar acaba de empezar, por lo que las clases se llenan de nuevo, los gritos en el patio comienzan a escucharse y los padres vuelven a la oficina después de unas buenas vacaciones de verano. Todo comienza de nuevo.


Gloria se levantó temprano ese lunes e hizo una llamada.
-          Tim, ¿no te importa cambiar el turno hoy conmigo? Es que tengo unas cosas importantes que hacer. 


El tal Tim también estaba despierto y no tuvo ningún problema en cambiarle el turno.
-          ¡Claro! No hay problema. Además, hoy no tengo nada que hacer así que puedo ir. De todas formas tenía pensado acercarme luego a ver cómo ibas.


Terminaron de hablar y ambos colgaron.
-          Bueno, entonces será mejor que termine de desayunar y me marche rápido al trabajo.


Gloria había conseguido lo que quería. Tenía la mañana libre para hacer lo que ella tenía pensado.


Tim salió de su casa con paso decidido. No le importaba ir a trabajar ese día, principalmente porque mañana ya no tendría que ir y lo estaría libre para hacer sus cosas.


Entrando en el coche, arrancó y se fue al trabajo.


Minutos después Gloria hacía lo mismo, cerrando la puerta con llave.


Arrancando su coche, puso dirección a su destino…


Aparcó el coche frente a una casa y vio a una chica que salía de la casa.
-          ¡Hola! ¿Está tu abuelo en casa?
-          Sí, creo que está dentro. Me piro a clases. Chao.
-          Adiós bonita.


Gloria fue hacia la puerta de casa y llamó al timbre.


Minutos después, un afable anciano le abrió la puerta.
-          ¡Hombre! Mi visita favorita. Pasa cariño, no te quedes en la puerta.
-          Muchas gracias Ernesto.


Gloria sonreía con naturalidad y sencillez ante las palabras del viejo Ernesto.


Pasaron dentro y Ernesto rápidamente le preguntó a la joven.
-          ¿Cómo estás pequeña?
-          Yo muy bien, ¿y usted Ernesto? ¿Cómo siguen sus achaques?
-          Bueno, ahí siguen que no es poco. Hoy las rodillas me duelen menos que ayer.
-          ¿Ayer le dolían mucho?
-          Sí, me tuve que tomar una pastilla para que se me quitara el dolor.


Gloria no sabía que Ernesto lo había pasado tan mal.
-          ¿Y por qué no me avisó?
-          Porque esto es normal en un viejo como yo. Además, tienes tu vida y tus obligaciones, no te puedo acaparar yo todos los días.
-          Eso son tonterías. La próxima vez me avisa y me acerco, ¿de acuerdo?
-          Bueno, ya lo pensaré jejeje.
-          Qué testarudo es usted don Ernesto.


Gloria pasó a visitar un par de casas más pero la hora se le echó encima y tuvo que irse. Su hija la esperaba.


Gloria corrió todo lo que pudo con el coche para llegar lo antes posible al colegio.
-          ¡Mamá! 


Jessica subió al coche y mientras se ponía el cinturón le preguntó a su madre.
-          ¿Por qué has tardado hoy tanto? Pensé que no vendrías.
-          ¿Cómo no voy a venir? Ya sabes que los días que no tienes autobús vengo siempre a recogerte.


Después de almorzar, la pequeña Jessica se puso a ver la tele.
-          Jessi, ahora va a venir tu tío a cuidarte mientras yo voy a trabajar, ¿de acuerdo?
-          Sí mami. 


Cogió el teléfono para llamar cuando le comenzó a sonar. Era Tim.
-          Sí, dime. Ahá, claro que me acuerdo, ¿qué pasa? No puede ser… ¿en serio?


Gloria se había quedado boquiabierta con lo que Tim le había dicho.
-          ¿En el aparcamiento público junto a la comisaría? Estupendo, voy para allá.


Gloria colgó rápidamente y se volvió hacia su hija.
-          Al final no voy a trabajar pero tengo que salir de casa.
-          ¿A dónde vas?
-          Tengo unas cuantas cosas que hacer con tu tío, ¿no te importa quedarte sola?
-          Mami, tengo 7 años. Soy ya grande.


Gloria no estaba muy convencida de dejar sola a su hija pero, no tenía más remedio. No podía llevarla con ella. Una vez allí, Tim la estaba esperando.
-          Tim, dime que no es cierto lo que me has contado por teléfono.
-          Es totalmente cierto. Me lo ha dicho un buen amigo mío.
-          ¿De verdad? No me lo puedo creer…


Tim intentaba aclarárselo a Gloria para que se lo creyera.
-          Que sí, hazme caso. ¿Crees que te voy a mentir en algo de esta magnitud?
-          No, es que te mato si me mientes.


Gloria no acababa de aterrizar todavía en la tierra y se encontraba sobre una nube.
-          Por eso no te miento. Sería una jugarreta muy fea por mi parte y no me gusta jugar con los sentimientos de los demás. “No hagas a los demás lo que no quieras que te hagan a ti”, es mi lema, ya lo sabes.


Gloria comenzaba a sonreír nuevamente.
-          Entonces esto es fantástico. No esperaba que sucediera algún día… Mis sueños se hacen realidad.
-          ¿Estás contenta?
-          ¿Contenta? Contenta no es la palabra. Estoy… pletórica.


Pero unos segundos después su expresión cambió totalmente. Parecía triste.


Tim, dándose cuenta, quiso saber qué le ocurría.
-          ¿Y ese cambio de cara?
-          Pues que ahora que lo pienso, tengo a Jessica y ella… No sabe nada, ¿cómo se lo voy a decir?
-          ¿Decirle el qué?
-          Lo que tengo pensado decirle.
-          Pues hija, como no te expliques no entiendo nada.
-          Yo me entiendo…


Tim la acercó dándole un fuerte abrazo.
-          Eres mi hermanita pequeña, pero ya eres toda una mujer. Sabrás decirle a Jessica lo que tengas que decirle.
-          Gracias Tim. Eres el mejor hermano mayor que existe.


Gloria estaba ya haciendo sus cábalas y organizando cómo serían las cosas a partir de ese momento.
-          Y bien, ¿te apetece verlo?,-preguntó Tim-.


¿Qué es eso tan importante que le hace tanta ilusión a Gloria? ¿Quiénes son estos personajes? ¿Y Scott, Bianca y Eva?

CONTINUARÁ…