martes, 23 de julio de 2013

Capítulo 5: ¡Déjame en paz!

Buenas a todos, ¿cómo ha ido el fin de semana? Espero que los que tengan vacaciones lo estén pasando bien y los que no, pues que sigan levantando el país y les doy mucho ánimo y los apoyo.
Aquí os dejo el capítulo 5, espero que os guste y dejéis algún comentario sobre vuestra opinión, ¡un abrazo a todos!

CAPÍTULO 5: ¡DÉJAME EN PAZ!

Aurora: Hola Carlos, ¿qué tal el paseo?
Carlos: Pueees bien, bien. 
A: ¿Y Mister?
C: Te tengo que decir algo...
A: ¿Qué? ¿Qué ha pasado?
C: Mister se escapó...


A: ¡¿QUE QUÉ?! ¡¿Cómo ha podido pasar?!
C: Verás es que...
A: ¡Que hables te he dicho!
C: Ya voy, ya voy. Lo que pasó fue que lo solté para que hiciera pipí y me encontré a un compañero de clase y cuando terminé no estaba por ninguna parte, lo busqué por todos lados y no lo vi.
A: ¡¿Eres tonto o qué te pasa?!
C: Mamá, podría haberle pasado a cualquiera...
A: ¿Cuántas veces te he dicho que no sueltes a Mister, que es un perro muy juguetón y que se va detrás de una mosca?
C: ...
A: ¿Cuántas?
C: Muchas...
A: ¿Entonces por qué lo haces? ¿Eh?
C: No sé...
A: Eso del caso que me haces. Ahora a tu cuarto.
C: Es que he quedado...
A: Me da igual que hayas quedado con quien sea, como si es con el Rey, me da exactamente igual. Estás castigado.
C: Joder colega...


Esa misma noche, ya tarde y mientras todos dormían, se oyó un ruido fuerte, que despertó a Oscar. Pudo oir perfectamente la puerta de la cancela...
Oscar: Espero que no sea ningún ladrón. Por si acaso, voy a buscar mi móvil por si tengo que llamar a la policía...


Bajó cuidadosamente y al llegar a la puerta de entrada para su sorpresa, no era ningún ladrón, ¡era Mister!


Oscar lo hizo entrar y Mister empezó a lamerlo por todos lados, estaba muy contento de volver a estar en casa.


Oscar, empezó a acariciarle la tripa, cosa que le encantaba a Mister.
O: Buen chico, qué listo eres. Ahora a la cama, que debes estar cansado.
Mister: Guau.
O: Shhhh.


Mister se dirigió hacia su caseta y se durmió tranquilamente con la seguridad de que estaba en casa.


El tiempo pasaba y un día, durante el recreo, Carlos y sus amigotes estaban burlándose de un pobre chico, Jhonny Macarthy.
C: Mirad al poooobre Jhonny, tan solito él. 
Luis: Si es un desgraciado, ¿quién se va a querer juntar con él?
Esteban: No es solo desgraciado, es subnormal, jajaja. ¿Donde está tu papi ahora? Uy, es verdad, que se fue de casa, jajaja.
C: Seguramente porque como no lo aguantaba en casa jajaja. 
C, L y E: Toooontoooo, tooooontoooo, toooontooo.


Jhonny: Chicos, ¿ya vale no? Me estoy cansando ya de esto y como yo me harte veréis.
C: Uuuuuhhhhhhh, ea, ea ea, el Jhonny se cabrea.
J: No lo estoy diciendo en broma.
C: ¿Estás seguro de lo que dices? Chicos, es tan gilipollas que no sabe distinguir con la gente con la que habla. Mira chaval, vuelve a tu banco, vaya a ser que te lo quiten.
J: Y si no me da la gana, ¿qué?
C: ¿Me estás vacilando pardillo de mierda? ¿De verdad sabes con quién estás hablando malito?


J: Lo primero, yo no soy ningún malito, segundo, sé perfectamente con quién estoy hablando.
C: A ver dime.
J: Estoy hablando con un niño de papá y de mamá que ha vivido toda su vida malcriado porque todo lo que pedía lo tenía y ahora se comporta igual, incluso cuando no consigue algo te apuesto lo que quieras que vas a papá y le dices: "Papá, me han suspendido" "Vale, no te preocupes hijo, ahora mismo hablo con la profesora y te aprueba". Gente como tú me da asco y prefiero ser quien soy, un pardillo como tú dices a ser una persona vacía de sentimientos y que solo busca su propio placer sin importarle ni nada ni nadie.
L y E: Uuuuuuuuuuuuuuuuuhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh...


C: ¿Has acabado ya? Pues prepárate porque esto te va a doler un poquito.
E: Oye, espera, ¿no le irás a pegar aquí?
C: ¿Tu que crees?
E: Piensa, si le pegas aquí, el que va a salir perdiendo eres tú, porque te van a castigar a tí...
J: Va a salir perdiendo de todas formas...
C: Tú sigue vacilando, que todavía estoy a tiempo de meterte...
J: Venga, méteme si es lo que quieres, ¿no? Es verdad, es un gallina...
C: Yo no soy ningún gallina. Eso lo serás tú.
J: Pues quedémos esta tarde, en el parque a las 5 de la tarde, junto al lago. ¿Hecho?
C: Por supuesto. Vete preparando porque vas a recibir por todos lados.
J: Jajajaja.


Llegaron las 5 de la tarde y ahí se presentaron los 3 de siempre. Pero pasaron 5 minutos y ahí no estaba Jhonny, cuando ya pasaban casi 10 minutos...
C: Larguémonos, este se ha rajado y estará en su casa encerrado en el váter cagándose por las patas abajo. 
L: Y encima presumía de hombría jajaja.
E: ¿Nos vamos a mi casa a jugar a la Wii? Me he comprado un juego guapísimo tío.


Pero en ese momento...
J: Tú, maricón de mierda. ¿Me esperabas? 
C: Jajaja, mira quién es, si es el negro de mierda.
J: Ah, se me olvidaba, tu madre me ha dicho que no llegues tarde a casa y que llames a una pizzería, que no se puede mover de cómo le he dejado el culo.
C: Serás hijo de puta... 
J: Aquí te espero payaso, ven aquí si tienes huevos...


CONTINUARÁ...